De como nos perdimos sin querer

0
domingo, septiembre 17, 2017
Me mutilo, me mutilas, me mutilan.
Nos mutilamos.
Me borro y me reseteo para ti.

Me enseñaron a coserme la boca para no molestar.
A guardarme mis ideas, 
a cortarme las alas para que no tuvieras que hacerlo tú.
Me enseñaron a desquererme,
a intentar complacerte bajo cualquier concepto,
a olvidarme de mí.

A pintarme de gris,
a vaciarme de mi esencia 
y a hacer esfuerzos sobrehumanos para ser la perfección hecha MUJER.
Pero a ti nadie te preguntó si querías la mujer perfecta, 
cómo eres tú no se lo plantea nadie, 
nadie quiere saber lo que tú quieres.

Y yo me odio 
por no ser lo que me enseñaron que tenía que ser para ti;
y tú dejas de quererme
porque no soy yo,
porque perdí mi esencia, 
porque ni naranja entera
ni media, 
ni siquiera un cuarto.
Continue reading →

Rituales

0
lunes, septiembre 04, 2017
En cuestión de segundos se le quitaron las tiritas y se le abrieron los puntos, pero no sangró, solo dolía. 

Dolía como si un cuchillo afilado desgarrase despacio cada una de esas cicatrices. Dolía respirar cada vez que el aire entraba o salía. Dolía y parecía que se asfixiaba. 

En cuestión de minutos dejó de doler. Las heridas abiertas latían en su cabeza como martillazos, pero no dolía. Intentó llamar a la costurera pero no pudo, y se remendó las costuras como ella sabía. No era una pieza rota, nunca más, nunca lo fue, nunca lo quiso.

Cogió el bastón y siguió dando palos de ciego hacia adelante, haciendo lo que mejor sabía hacer, recomponerse. Empezar, empezar, empezar.

Comenzar de cero, una de sus mayores habilidades y debilidades. 

Pensó en volar, en ser invisible, en la máquina del tiempo, en soplar velas sin cumpleaños, en la nieve en invierno.

Mientras terminaba de dar los últimos puntos a sus heridas de guerra.

Una última lágrima con la primera sonrisa.

Paz.

Continue reading →

Bitácora de un alma libre

1
viernes, julio 08, 2016
" Uno de mis sitios favoritos para llorar es el coche, las lágrimas se van con los km. En un simple trayecto Madrid - Talavera puedes resolver tu madeja de sentimientos cual monstruo de colores y vaciarte, abrazar tu tristeza y tu vacío, entenderlos, quererlos y mimarlos para recomponerte en el km 119, mientras cantas Adele a voz en grito, y bajar del coche con una sonrisa. Es curativo."


Continue reading →

Páginas vistas en total